No intenten engañarnos más

0

Resulta realmente asombroso escuchar a altos dirigentes de Ahora Madrid, y de Podemos, sus representantes a nivel nacional, presumir de la supuesta excelente gestión del Ayuntamiento de Madrid, por el hecho de que están amortizando deuda anticipadamente.

Parece que ya ninguno quiere recordar lo que decían durante su campaña electoral y nada más llegar al Gobierno de nuestra ciudad. El Concejal Carlos Sánchez Mato, hoy investigado (lo que todos conocemos por imputado) por tres delitos: malversación de fondos públicos, prevaricación y delito societario; cuando era Delegado de Economía y Hacienda del Gobierno de Ahora Madrid, decía que más del 80% de la deuda podría considerarse ilegítima, que la deuda no era “socialmente sostenible”, y que se habían abandonado las necesidades de los barrios.

En su campaña electoral, y al llegar al Gobierno de nuestra ciudad, nos anunciaron que Ahora Madrid iba a demostrar que ellos eran diferentes, que iban a construir nuevos equipamientos, y que cambiarían el eje de las prioridades, poniendo a los madrileños por delante de las deudas y de los bancos.

Pues bien, tres años después, presumen de ser grandes gestores por amortizar deuda anticipadamente. Presumen, justo de lo contrario, a lo prometido en su programa electoral.

¿Por qué ese cambio? ¿Cuál es el motivo? Lo que les obliga a tener este giro en su actuación es que la amortización anticipada no la pueden evitar, han de hacerla aunque no quieran, como consecuencia de su incapacidad para gestionar la ciudad. Por eso han cambiado su discurso: intentan convertir la necesidad en virtud, a pesar de ir en contra de sus principios.

Vamos a explicarlo paso a paso.

Primer paso: El Ayuntamiento presenta unos Presupuestos en los que se compromete a gastar nuestro dinero en diferentes partidas, como inversiones para incrementar y mejorar las dotaciones de la ciudad. En el caso de 2017, de todas las inversiones que prometieron realizar en Madrid, sólo han sido capaces de realizar, de ejecutar, el 33%. Barajas se encuentra en la media de la ciudad, con una pobre ejecución del 37%.

En el caso concreto de Barajas, el Ayuntamiento ha dejado sin gastar 7.500.000 € que presupuestaron para inversiones, tanto para la construcción de nuevas dotaciones, como para mejorar las ya existentes. Por eso, porque no se han gastado el dinero, nuestros vecinos no están viendo, siquiera iniciada, ninguna de las obras que tanto esperan, y que ha anunciado Ahora Madrid, como el Polideportivo de la calle Mistral o la biblioteca de la calle Feriantes. Por cierto, esperen con calma la construcción de esta biblioteca, pues la Concejal Presidenta de Barajas, aunque la considera una de sus prioridades, prevé su finalización en octubre de 2021.

Segundo paso: Las partidas presupuestarias, como estas inversiones, que no se ejecutan, pasan a ser superávit. Como el Ayuntamiento no realiza las obras, lógicamente tiene más ingresos que gastos. De este superávit, que ha alcanzado este año los 1.120 millones, también presume Ahora Madrid. ¿Consideran razonable presumir de no cumplir los compromisos con los madrileños? ¿Presumir de que los Presupuestos son papel mojado, y de que el dinero no se gasta en lo que se necesita?

Tercer paso: La Ley de Estabilidad Presupuestaria regula, para todos los Ayuntamientos que, el superávit, se puede invertir en Inversiones Financieramente Sostenibles (IFS). Estas inversiones han de cumplir ciertos requisitos, que el Ministerio de Hacienda ha ido flexibilizando durante estos años.

Lógicamente el Ayuntamiento presupuesta estas IFS, pero, una vez más, Ahora Madrid es incapaz de ejecutarlas, de realizarlas. En Barajas no han alcanzado ni el 50% de ejecución. En este punto, no podemos dejar de denunciar, como ejemplos significativos, los 400.000 € que no se han gastado en la Escuela de Música, o los incumplimientos, millonarios y reiterados, año tras año, en el Parque Juan Carlos I.

Nos encontramos con que el dinero de los impuestos de los madrileños, que durante dos ocasiones se comprometió Ahora Madrid en invertirlo, gastarlo, para ampliar o mejorar las dotaciones de los barrios, sigue sin gastarse. El Ayuntamiento lo ha Presupuestado en años consecutivos, primero como inversión, y al año siguiente como IFS, y son incapaces de materializar esas obras, en ninguna de las dos ocasiones.

Cuarto paso: Es en este momento, cuando ya la Ley de Estabilidad Presupuestaria le obliga al Ayuntamiento, obliga a Ahora Madrid, como ocurre en toda España, a amortizar deuda con ese dinero, por dos veces presupuestado, por dos veces comprometido, y por dos veces no gastado.

En resumen, la secuencia es la siguiente:

  • El Ayuntamiento presupuesta una inversión.
  • No es capaz de ejecutarla y ese dinero pasa a ser superávit
  • Con ese superávit el Ayuntamiento presupuesta una IFS
  • Vuelve a ser incapaz de ejecutar la IFS
  • Ese dinero, que no sabe gastar, pasa a amortizar deuda anticipadamente.

Ahora Madrid amortiza deuda anticipadamente por su incompetencia para materializar mejoras en nuestra ciudad.

¿Qué prefieren los vecinos de Barajas: El nuevo Polideportivo, peatonalizar el Casco Histórico de Barajas, un parque infantil en el Barrio del Aeropuerto? ¿O prefieren amortizar deuda anticipadamente?

Todos conocemos la respuesta.

Los madrileños no nos merecemos un gobierno como el de Ahora Madrid, un gobierno inepto, y que además pretende ocultar la realidad, sacando pecho de su lamentable gestión. No intenten engañarnos más.

Belén Ortiz Calle
Portavoz Ciudadanos JMD Barajas

Compartir.

Acerca del autor

Infobarajas

Deja un comentario