El Auditorio y la Estufa Fría: Dos joyas sin uso en el Parque Juan Carlos I

0

El pasado año, el Parque Juan Carlos I celebró sus bodas de plata. Los gobiernos socialistas de Enrique Tierno y Juan Barranco, idearon una inmensa zona verde de 160 hectáreas, junto a lo que sería posteriormente el Campo de las Naciones. Un espacio destinado a acoger las necesarias infraestructuras que necesitaba el Madrid de los negocios, de aquel entonces.

Con motivo de la designación de Madrid como capital europea de la cultura, fue inaugurado en 1992. Y desde entonces, es uno de los privilegios que disfrutamos los vecinos de Barajas.

Con su creación se recuperó una zona altamente degradada respetando un olivar centenario existente, con un lago de 30.000 m2, una ría de 1.900 metros de longitud, 13.000 metros de paseos, 21 hectáreas de olivar, 19 esculturas al aire libre, un jardín denominado las Tres Culturas, un invernáculo llamado Estufa Fría y un Auditorio.

El parque, tiene numerosos premios de arquitectura. Entre ellos, el Auditorio. Un espacio de uso cultural con una capacidad para 9.000 espectadores y una pista central de 1.700 metros cuadrados, que supuso una inversión municipal de cuarenta millones de euros y un gasto de mantenimiento actual, de más doce mil euros anuales.

Hasta que cerró sus puertas en 2007, el Auditorio ha sido protagonista  durante años de grandes espectáculos de agua, luz y sonido, así como conciertos y otras actuaciones de interés cultural. Desde hace once años, el auditorio se encuentra en un estado de absoluto abandono. Una situación escandalosa, que exige por parte del Ayuntamiento de Madrid, la rehabilitación de esta joya del Parque.

Además de exigir su rehabilitación, el Grupo Municipal Socialista ha propuesto recuperar este espacio para Madrid y para el distrito, integrándolo en la programación de Los Veranos de la Villa, un impulso muy importante para la actividad cultural de Barajas. Asimismo, hemos solicitado la conversión de vestuarios y locales, en salas de ensayos para los distintos grupos musicales del Distrito.

Que el auditorio del Parque Juan Carlos I esté cerrado es un auténtico despilfarro. Si se hubiera mantenido adecuadamente en lugar de dejarlo abandonado por los sucesivos gobiernos del Partido Popular, hoy estaría en condiciones de ofrecer espectáculos que hubieran dado rendimientos económicos y culturales al propio Ayuntamiento.

Otro tanto ocurre con La Estufa Fría. Fue construida en 1996 pero fue inaugurada en el 2001 y su infrautilización hizo necesaria una rehabilitación  que concluyó en mayo de 2008.

Con sus modernas y llamativas instalaciones alberga, desde un jardín japonés hasta árboles y plantas autóctonas de todos los rincones del mundo. Su desuso continuado está produciendo un deterioro cada vez más visible. Tanto es así que las deficiencias halladas actualmente en este equipamiento, no hacen posible su apertura al público, salvo en visitas concertadas.

A finales del año pasado y con motivo del 25 aniversario del Parque Juan Carlos I, la Presidenta del Distrito de Barajas aseguró que la rehabilitación del auditorio comenzaría a finales de 2018 o principios de 2019.

Nada nos gustaría más que se hicieran realidad esas palabras y ver como el Auditorio y La Estufa Fría  vuelven a abrir sus puertas para el deleite de los vecinos del Distrito de Barajas y la satisfacción de los vecinos de la ciudad de Madrid.

Isabel Marcos Carro
Portavoz PSOE JMD Barajas

Compartir.

Acerca del autor

Infobarajas

Deja un comentario