El Parque Juan Carlos I estrena el Mirador de Invierno

0

Situado sobre la Cuña permite disfrutar de una magnífica panorámica sobre la Ría del cuadrante norte del Parque

Las obras de mejora de accesibilidad y ajardinamiento del llamado Mirador de Invierno han concluido recientemente dando lugar a la recuperación de uno de los balcones sobre la Ría del Parque Juan Carlos I. Los visitantes de este espacio verde podrán disfrutar de un lugar estancial desde donde admirar las vistas que proporcionan distintos elementos arquitectónicos y paisajísticos del cuadrante norte del Parque.

Las actuaciones han consistido en la mejora de accesibilidad al mirador desde el paseo interior que rodea el Jardín de las Tres Culturas, y que discurre paralelo al sector norte del Anillo, y en el solado de la plataforma del mirador, donde han sido colocadas piezas ornamentales onduladas que parecen emular las olas de la lámina de agua. El lugar, asimismo, ha sido ajardinado con plantas arbustivas que serán regadas por goteo.

La Cuña, elemento arquitectónico

El nuevo mirador se sitúa en el lugar elevado que le proporciona la Cuña, uno de los elementos arquitectónicos del Parque Juan Carlos I. Según la memoria de éste, «la Cuña es quizá el elemento más misterioso y abstracto del Parque. Su significado oscila entre dos interpretaciones, ciertamente relacionadas. Por un lado, la Cuña viene a compensar el sector del Anillo que ha desaparecido a causa de la ruptura de la Ría».

«Por otro –prosigue la memoria–, es una cuchilla, una hoz, que se clava en la ladera y, así clavada, vuela sobre la Ría. Esta cuchilla podría estar relacionada con el corte del anillo en esta zona. Este extraño elemento está cosido al terreno además por algunas pantallas verticales de vegetación, orientadas radialmente hacia la abertura en el anillo-límite, indicando una posible salida del recinto interior».

«Por debajo de la Cuña, el Paseo de la Ría discurre entre los pilares que la sustentan reinterpretando algunos de los caminos que Gaudí proyectó para el Parque Güell», concluye el texto de la memoria.

Balcón sobre la Ría

Desde el Mirador de Invierno se puede disfrutar del paisaje que ofrece el cuadrante norte del Parque Juan Carlos I. Hacia la derecha, siempre teniendo en primer plano la Ría, se vislumbra la Plaza Este y la Pasarela que une ésta con una de las masas de olivar; más allá, el horizonte enmarcado por las Pirámides IV y V. Hacia la izquierda, sobre el paso elevado del Paseo de Invierno, se alza el paisaje urbano que ofrece el nuevo barrio de Valdebebas y, como telón de fondo, la Sierra de Madrid.

Compartir.

Acerca del autor

David Carrascosa

Aunque mi barrio natal es, y siempre será, Ciudad Pegaso, quedé atrapado hace ya bastante tiempo en la seda de Barajas. Su gente, su patrimonio, su historia... son muchas cosas las que hacen que este distrito merezca ser un referente cultural para la ciudad de Madrid. En ello estamos; si te rajas, no eres de Barajas!!

Deja un comentario